Google+ Badge

Pos. Liga Nacional

Con la tecnología de Blogger.

Siguenos

Bateo Americana

Bateo Nacional

Efectividad Americana

Efectividad Nacional

Jonrones Americana

Jonrones Nacional

Ponches Americana

Ponches Nacional

domingo, 22 de noviembre de 2015

Los designados y el Salón de la Fama: Ortiz vs Martínez

El anuncio del dominicano David Ortiz acerca de su retiro una vez culminada la campaña 2016 ha encendido una vez más el debate sobre si el quisqueyano merece o no, ser exaltado al Salón de la Fama de Cooperstown, lo que le convertiría en el primer pelotero dedicado a la posición de Bateador Designado a tiempo completo, en ingresar al templo de los inmortales del béisbol. En el presente artículo daremos a conocer nuestra posición sobre si David Ortiz merece el Salón de la Fama y sobre el asunto del Bateador Designado, ¿Merecen los Bateadores Designados un nicho en Cooperstown? 

Primero, abordaremos la cuestión de David Ortiz y sus posibles chances al Salón de la Fama. El dominicano, en 19 temporadas en las mayores presenta los siguientes guarismos: 2303 incogibles, 1108 extrabases –de los cuales 503 son jonrones, 1641 impulsadas y una línea productiva de .284/.378/.547. De los miembros del club de los 500 vuelacercas, los únicos ausentes son los actualmente activos, los que aún no han aparecido en las papeletas, los acusados de consumo de esteroides y Gary Sheffield. Pero hay que recordar, que Ortiz también ha sido acusado de consumo de esteroides y esto puede jugar en su contra.



Otro de los puntos que juega contra Ortiz es su condición de bateador designado. Esta posición no es muy del agrado de la mayoría de los aficionados y analistas del béisbol por alguna razón. Arguyen que quienes solo salen a consumir turnos al bate, no tiene el mismo nivel de exigencia y esfuerzo que quien además tiene que tomar el guante y cubrir una posición, es decir, no consideran a los bateadores designados dignos del Salón de la Fama por ser especialistas, pero sin fijarse en dichos miramientos, exaltan relevistas al Hall. Soy de la opinión de que si hay relevistas en el Salón de la Fama, debería haber Designados también, a fin de cuentas, tampoco es fácil salir del dogout a solo batear, el nivel de concentración y enfoque en el juego, en este caso, es más exigente.

De hecho, ya hay designados en el Salón de la Fama, el más reciente en subir fue Frank Thomas, quien pasó el 56% de su carrera como bateador designado, un porcentaje muy bajo si se le compara con el 78% de Paul Molitor. Jim Rice, quien pasó el 25.37% de su carrera en dicha posición, completa el trío de jugadores en el Salón de la Fama, que pasaron al menos 25% de su carrera como designado.

Paul Molitor fue el  primer designado en el Salón de la Fama


Pero hay un nombre que siempre hace ruido al darse el debate de los designados y el Salón de la Fama, y es el del boricua Edgar Martínez, a quien no dejaremos por fuera de este debate. Uno de los argumentos que siempre se usa contra Martínez es su condición de designado, pero incluso Edgar jugó menos encuentros como designado que Ortiz y Molitor, su porcentaje de juegos como designado fue de solo 68%.

Si revisamos los números globales de estos cuatro peloteros nos encontraremos con que Molitor y Martínez eran bateadores especialistas en embasarse, poner la bola en juego, hacer contacto, mientras que Ortiz y Thomas pertenecen al grupo de los bateadores de poder, de traer carreras, eso queda claro cuando vemos que Ortiz y Thomas tuvieron cada uno nueve temporadas de 30 o más cuadrangulares y Big Hurt tuvo once campañas de más de cien remolcadas, mientras que Big Papi tuvo ha tenido nueve; en contraste, Molitor solo tuvo  dos campañas de más de cien remolcadas, mientras que Edgar Martínez tuvo seis y solo el boricua tuvo una campaña de más de treinta jonrones. Dictar un veredicto basándonos solo en los números de poder, sería una injusticia con Edgar y Molitor, bateadores que no se ajustaban a ese perfil.

Cuando vamos al grado de dominio y superioridad que cada bateador tuvo sobre sus contemporáneos, el panorama se hace más claro. Para un bateador de mucho poder como Ortiz, es bastante extraño que solo haya terminado como líder de OBP una sola vez en su carrera, en 2007 cuando terminó con .445. Frank Thomas, lideró dicho departamento en cuatro ocasiones y Edgar Martínez en dos. Si nos vamos a consistencia, veremos a Edgar Martínez superándolos a todos, pues sumó 12 campañas sobre los .400 de porcentaje de embasado, superando con creces a Ortiz que ha tenido  solo tres. 

En mi opinión, Edgar Martínez es el mejor designado en la historia


Simplificando el asunto del OBP, solo tres miembros del Salón de la Fama y del club de los 3000 hits, superan a Edgar Martínez en dicho departamento, y los tres son de la era de la Bola Muerta: Eddie Collins, Ty Cobb y Tris Speaker.   

Si nos vamos al promedio al bate, el líder entre los cuatro de nuestra comparación es… nuevamente, Edgar Martínez con .312, que si tomamos en cuenta que la mayoría de sus juegos fueron en Safeco Field, un parque esencialmente de lanzadores, es bastante meritorio. Paul Molitor compiló .306 de promedio, Thomas .301 y Ortiz está muy lejos de los tres con .282. No sorprende por ello que Martínez sea el bateador designado con más temporadas consecutivas sobre los 150 hits, cuando coleccionó seis campañas de dicho calibre entre 1995 y 2000, a las que hay que añadirles dos más para un total de ocho, solo superado por Molitor, quien tuvo 13. Ortiz, solo ha conseguido seis temporadas sobre los 150 imparables. Yéndonos aún más lejos, Martínez es el único  bateador designado que ha ganado un campeonato de bateo en la historia, cuando lo hizo en 1995 con .356 de promedio. Anteriormente lo hizo en 1992 cuando aún cubría tercera base y Frank Thomas lo hizo en 1997, pero como primera base.

Sin embargo, parece ser que la popularidad de Ortiz, sus proezas en postemporada y su extraordinario poder ofensivo expresado en jonrones e impulsadas terminarán imponiéndose sobre el mejor balance ofensivo de Martínez, quien además, como fildeador de la tercera, era mejor que Ortiz. 

A final del día pienso que ambos, Ortiz y Martínez merecen un lugar en el Salón de la Fama junto a Thomas y Molitor, pero sería una gran injusticia que el dominicano entre y el boricua no.




Si el artículo te gustó, compártelo en facebook, dale tweet en twitter, recomiéndalo en Google+ y si te interesa recibir más publicaciones similares, suscríbete al blog. Yo estaría eternamente agradecido. Por Alex Ulacio

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers

Pos. Liga Americana

Seguidores

Siguenos por email

Nuestro Facebook

Páginas vistas en total

About Me

Mi foto
Alex Ulacio
Venezolano con la rara combinacion de ser larense, pero Magallanero.. adicto al béisbol y la literatura, busco la manera de combinar ambos, pero sin que alguno de ellos pierda su esencia...
Ver todo mi perfil

Nuestros tweets