Google+ Badge

Pos. Liga Nacional

Con la tecnología de Blogger.

Siguenos

Bateo Americana

Bateo Nacional

Efectividad Americana

Efectividad Nacional

Jonrones Americana

Jonrones Nacional

Ponches Americana

Ponches Nacional

domingo, 28 de diciembre de 2014

Gracias Ramon Hernandez



Ayer 27 de diciembre se hizo oficial el retiro a final de campaña del receptor venezolano Ramón Hernández, quien afirmó jugará hasta donde el Magallanes llegue en la actual temporada. Con él, son cuatro los jugadores que han anunciado su retiro del béisbol en la actual temporada, lista que encabeza el notabilísimo Robert Pérez, Tomás Pérez y Bob Abreu.

A pesar de que los cuatro tuvieron carreras brillantes y que dicho cuarteto estará en el Salón de la Fama del Béisbol Venezolano, me siento inclinado a escribir esta nota y dedicarla a quien considero el mejor receptor en la  historia del béisbol venezolano.


Desde 1998 Ramón es una fija en mi equipo de todos los tiempos de Venezuela. Ese año con el Pastora de los Llanos dio la primera campanada de su talento al ganar una distinción como Jugador de la Semana, asistió al Juego de Estrellas donde ganó el concurso de lances a segunda demostrando su excelencia defensiva y también la ofensiva descolló ese año al batear de .314 con 27 remolcadas, formando parte de la toletería del sotanero de la División Occidental. Su trabajo ese año le valió el ser tomado por el Zulia en la primera ronda de refuerzos de la era moderna de nuestro béisbol. 



Aquel fue el inicio de una carrera que siempre fue en dirección ascendente, apenas terminó esa temporada de nuestro béisbol, Ramón debutó en las mayores el 29 de junio de 1999 con los Atléticos de Oakland, donde se desempeñó como cátcher suplente para luego ganarse la titularidad en la temporada siguiente. Con los A’s, Ramón se ganó fama de un excelente cátcher defensivo, con habilidad para llevar juegos, servir de mentor a los lanzadores jóvenes y que complementaba todo ello con un bateo sólido y oportuno. En 2001, Ramón fue el cátcher titular de una rotación que incluía tres ases: Barry Zito, Mark Mudler y Tim Hudson. La estadía de Ramón con los A’s terminó ese año, a partir de 2004 jugó con los Padres de San Diego, con quienes jugó hasta 2005 en dos temporadas difíciles llenas de lesiones. 


Ramón en sus mejores años con los A's


El próximo destino de Ramón fueron los Orioles de Baltimore con quienes firmó un contrato de 4 años en 2006 pero fue cambiado a los Rojos en 2009 y jugo con ellos hasta 2011, pasó a los Rockies dos campañas y su última experiencia en las mayores fue en 2013 con los Dodgers de los Ángeles, luego tuvo intentos fallidos de retornar a las Grandes Ligas con Toronto y Kansas City. En total, en quince años en las mayores terminó con promedio de .263 con 1345 imparables, 169 jonrones y 757 remolcadas, con un sólido .327 de OBP y .326 de EPH.

A pesar de sus numerosos compromisos en las mayores, Ramón Hernández constituyó una maravillosa excepción en una época de novelones y divos que incluían peloteros grandes ligas y su posible participación en la pelota nacional. A pesar de haber jugado postemporada entre 2000 y 2002 y haber tenido su mejor temporada en 2003, Ramón estuvo presente esos años en nuestra liga con el Pastora, sumando 103 juegos en ese periodo (promediando 26 juegos), en los que se fue de 377-128, promedio de .340, con 13 jonrones y 66 impulsadas, tuvo su mejor año en la 2001-2002, cuando jugó 44 encuentros y bateó .376, ganando ese año el Campeonato de Bateo, título que revalidó en el Round Robin con .392 de average y nuevamente en la Serie del Caribe de 2002 como refuerzo del Magallanes. 

Ramon cuando gano la competencia de lances a segunda en la 98-99


La postemporada fue una época donde Ramón se destacó y en grande, en sus 6 round robins con el Pastora, terminó con promedio de .301 en 83 juegos con 14 jonrones, 48 remolcadas e impresionantes promedios de sluggings y extrabases de .500 y .341 respectivamente. Pero a pesar de esto, las actuaciones de Ramón no alcanzaron para meter a su equipo a la final, instancia de la que estuvieron más cerca en la 99-00 cuando perdieron en juego extra ante Magallanes y en 2000-2001 cuando nuevamente Magallanes los eliminó en el último día de la semifinal.

Otro equipo que se benefició de los servicios de “Moncho” fueron los Tigres de Aragua. Con ellos Ramón pudo titularse por primera vez en su carrera en la temporada 2004-2005, cuando fue refuerzo para la final que los de Aragua ganaron en siete juegos ante los Leones. En 2007 nuevamente se coronó con los Tigres y en la estancia final bateó .389. Con los Leones, Ramón se tituló en la Serie del Caribe de 2006 cuando bateó .542.

Tras años de haber visto a Ramón brillar con la casaca púrpura del recordado Pastora y también como refuerzo temible de Zulia y Aragua, finalmente arribó al barco Magallanero antes de la campaña 2009-2010 para debutar en la 2012-2013, el año de nuestro primer título en once años. En su campaña debut participó en apenas 9 juegos en la regular y 14 en el round robin para luego descartar su participación en la final, pero en esos catorce juegos mostró su clase, bateó para .310 y aunque tuvo un bajo slugging de .381 su OBP fue de .463, dejando en claro que es un pelotero de equipo y no de números personales.

Ramon cuando reforzo a la nave en la Serie del Caribe 2002 junto a Alez Cabrera, en esa serie seria Champion Bat


La temporada pasada fue sin duda la mejor de Ramón con el uniforme magallanero. En temporada regular bateó .328 con 22 hits en 67 turnos, 11 remolcadas, slugging de .433 y como siempre un sólido OBP de .425. 

Como miembro oficial de la Nave


En el round robin jugó 11 encuentros y dejó línea ofensiva de .324/.489/.559 con apenas 4 ponches en 45 apariciones legales al plato, con 14 remolques y 4 extrabases. Pero la final de ese año es hasta ahora el último gran destello en la carrera de Hernández. Defendiendo la primera base del equipo campeón consiguió porcentaje de bateo de .727, producto de 8 hits en 11 turnos al bate, fue puesto out en solo 3 ocasiones en 12 apariciones al plato. En 3 juegos remolcó 10 carreras, conectó tres oportunísimos jonrones, incluyendo el lapidario en octavo  del quinto compromiso y ganó el Más Valioso de la final. 



Esta temporada y sin importar los pedidos de los fanáticos de que reconsidere su decisión, Hernández ha anunciado su retiro debido a molestias en las rodillas y su difícil temporada. El momento de escribir esto tiene promedio de .250, su OBP es de solo .329 y su promedio de extrabases es de .272. En 132 turnos tiene apenas 33 hits con 21 ponches y 14 boletos. Quizás tenga todavía algo de calidad, pero un probable próximo verano inactivo, sumado a sus dolencias y la edad, vaticinan un descenso aun peor en la 15-16, Ramón lo sabe, lo avizora y toma la mejor decisión, el de darle paso a jóvenes que despuntan en la posición en la que él fue el principal fruto (de muchos) que dio nuestro país en la década pasada, como lo son Jose Briceño y Tomas Telis. Esa ha sido una cualidad de Ramón desde siempre, no es egoísta, no piensa en sí mismo y otro factor que influye en su decisión: su familia, ellos más que nosotros los fanáticos, merecen pasar más tiempo con él.

Este año colgará la careta y las chingalas (aunque pasó más tiempo estas últimas temporadas en primera, mi cerebro siempre lo asocia con detrás del plato), cerrará su libro de récords y dejará su huella indeleble en nuestra pelota.




Solo me queda el agradecimiento por todo lo que nos brindaste, por tu calidad defensiva, ofensiva y como persona. Disfruta lo que te queda Ramón, disfruta lo que se te viene y nos vemos en el Salón de la Fama. ¡Gracias!
 


Si el artículo te gustó, compártelo en facebook, dale tweet en twitter, recomiéndalo en Google+ y si te interesa recibir más publicaciones similares, suscríbete al blog. Yo estaría eternamente agradecido. Por Alex Ulacio

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers

Pos. Liga Americana

Seguidores

Siguenos por email

Nuestro Facebook

Páginas vistas en total

About Me

Mi foto
Alex Ulacio
Venezolano con la rara combinacion de ser larense, pero Magallanero.. adicto al béisbol y la literatura, busco la manera de combinar ambos, pero sin que alguno de ellos pierda su esencia...
Ver todo mi perfil

Nuestros tweets