Google+ Badge

Pos. Liga Nacional

Con la tecnología de Blogger.

Siguenos

Bateo Americana

Bateo Nacional

Efectividad Americana

Efectividad Nacional

Jonrones Americana

Jonrones Nacional

Ponches Americana

Ponches Nacional

viernes, 4 de julio de 2014

Histórico duelo de pitcheo



Cy  Young es famoso por muchas cosas, entre ellas por sus récords de pitcheo, como el más innings lanzados, más juegos participados, más bateadores enfrentados, más juegos completos y por supuesto el de más victorias. Su fama y su brillante carrera fueron suficientes para bautizar con su nombre al premio que se le otorga al mejor pitcher de cada liga. Pero cuando al gran ciclón le preguntaba cuál era  el juego más emocionante en el que había participado, él no contestaba ni su participación en la Serie Mundial ni el juego perfecto del  5 de mayo de 1904, en su lugar escogía aquel memorable duelo de pitcheo del que formó parte un día como hoy en 1905. 


Aquel día, que resultaría  épico, se enfrentaban los Medias Rojas de Boston y los Atléticos de Philadelphia en una doble cartelera. En el segundo encuentro del día los bostonianos abrían con Young mientras los Atléticos enviaron a Rube Waddell… era un duelo que podía equipararse a los de Roger Clemens y Pedro Martínez de finales del siglo XX e inicios del XXI. Ya con anterioridad ambos se habían enfrentado en otros encuentros igual de emocionantes e históricos, como el juego perfecto de Young siendo Waddell el último out.

La segunda función de aquel día duró 20 innings y los abridores cubrieron la ruta completa, algo impensable para nuestra época pero entre 1900 y 1909 el ochenta por ciento de las aperturas terminaban en juego completo y Waddel y Young eran los adalides, el primero completó el 87 por ciento de sus aperturas en sus primeros cuatro años en la Liga Americana mientras que Young, en el mismo espacio de tiempo completó el 96 por ciento de sus inicios: 146 de 152. Aquel 5 de julio sería la primera vez que un pitcher lanzaría 20 innings en un mismo juego desde la instauración de la distancia de pitcheo moderna, para colmo, serían dos pitchers que lograrían tal hazaña ese día. 



Antes del encuentro Rube Waddel no realizó un solo pitcheo de calentamiento, menos aún una sesión de bullpen y es que no la necesitaba, había realizado los dos últimos outs del primer juego en labor de relevo. En la segunda jornada Waddel mantuvo a los bates de Boston sin carreras durante espacio de 19 entradas tras haber permitido dos en la primera entrada. Por su parte Young logró hilvanar 13 innings sin permitir carrera y no concedió boletos en todo el encuentro y una semana después del mismo  diría:


“Por mi parte, creo que ha sido el más grande juego de béisbol en el que tomé parte”



El drama imperó durante las veinte entradas y capturó la fiel atención durante el transcurso del mismo. En el reporte del juego el Philadelphia Inquirer escribió:


“Los dos equipos mantuvieron la emoción a un ritmo febril hasta que tres horas y medias se habían consumado, las comidas se olvidaron, las citas descuidadas y los trenes y barcos perdidos”


Para ese punto, aquel maratón de veinte entradas era el juego completo más largo en la historia  de las mayores. La presencia y actuación de Waddel y Young aumentaron significativamente el misticismo de la fecha. El mismo Waddel comentó:


“El hecho de que fuera cuatro de julio (día de la independencia americana) me mantuvo inspirado. Creo que el disparo de revólveres, los fuegos artificiales y los gritos jubilosos me hicieron pitchar mejor”


Waddel calculó 250 lanzamientos ese día, Cy Young 300… pero ninguno sintió el cansancio ni dolor. Young dijo:


“Puedo decir que no sentía molestias solo hasta que el juego terminó”.

Cy Young




El alcoholismo de Rube Waddel hace creíble la leyenda que dice que tras el juego visitó los bares de Boston y les mostraba de forma triunfante una pelota de béisbol diciendo que se trataba de la usada en el juego contra Cy Young ese día y que se las regalaba si les daban un trago gratis, así se ganó una borrachera gratis tras regalar numerosas pelotas de béisbol.  

El juego arrancó  de forma inusual con Waddel concediendo dos carreras en el cierre de la primera entrada, pero Phialdelphia empató en la alta de la sexta con jonrón de dos carreras de Harry Davis. Aunque los bostonianos no anotarían más,  pasarían el resto del encuentro amenazando: en la octava abrieron con triple de Freddie Parent, pero Waddel restiró  a los dos siguientes con ponches y el último out fue con un fly de rutina. En la décima entrada Boston tuvo corredores en segunda y tercera sin outs pero Waddel dominó los tres siguientes y al parecer mejoró a medida que el juego progresaba, embasando solo a tres contrarios en los últimos seis innings. 



Pero como el béisbol ha sido el mismo siempre, en la entrada doce ocurrió una jugada controversial. El manager jugador de Boston, Jimmy Collins llegó a segunda con doble, luego el cátcher Lou Crigger conectó por el jardín derecho y lo que parecía hit resultó ser atrapada de Socks Seybold quien fulminó a Collins en su intento de regresar a segunda. Pero la atrapada no era convincente y Boston protestó la decisión y hasta el mismo Young no estaba muy seguro sobre si fue un fly limpio o la atrapó de un bote.


“No estaba seguro si atrapó la bola o no, pero al día siguiente me dijo que sí lo hizo y es una persona a la que se le puede creer todo”
- Cy Young


En el inning 20, los compañeros de Young, quienes había fildeado de forma limpia y segura comenzaron a fallar. El juego comenzó con roletazo de Dany Murphy por tercera donde Jimmy Collins cometió error que le permitió embasarse. Collins, es de notar, era el mejor tercera base defensivo hasta ese punto de la historia.

Con hombre en primera, Young volvió a los días de su juventud y su descontrol lo llevó a golpear en la cabeza al shortstop atlético John Knight. Con hombres en primera y segunda, Young llevó a Osee Schreck a batear un fly inofensivo entre segunda y la lomita, pero Young y su camarero no se pusieron de acuerdo y la bola cayó entre ambos. Con las bases llenas el turno era para Rube Waddell quien con rodado por el campo corto trajo la de la diferencia. Luego un hit trajo la cuarta de Philadelphia.

Osee Schrenk


En el cierre del inning veinte y un out, el inicialista de Boston Bob Unglaub conectó doble. Con el empate en el plato Waddel dominó a los dos siguientes bateadores con flies para terminar el juego y lo celebró dando volteretas por todo el parque.


“No me quitó una sola pluma. Me sentía tan bien al final del juego como durante el mismo”
- Rube Waddell


Y mientras Waddell se sentía lleno de energía, su receptor Schreck no podía decir lo mismo, no solo cubrió la receptoría  durante los veinte innings del maratón sino que ese día también jugó completo el primer juego, totalizando 29 innings detrás del plato en un solo día, un récord que nadie ha roto ni romperá. 



Ese año 1905 los  Atléticos serían campeones de la Liga Americana y perdieron la Serie Mundial, también fue la última gran campaña de  Waddell antes de que una lesión en septiembre redujera drásticamente su calidad, pero ese año ganó la Triple Corona, ganó 26, ponchó a 287 y su efectividad fue de 1.48.

Por su parte, aquel encuentro era indicativo del año poco afortunado en cuanto a victorias se refiere por parte de Young, pues aunque su efectividad fue de un magnífico 1.82, completó 32 juegos, ponchó a 210 y promedió apenas 0.84 boletos por cada nueve innings, su récord fue de 18-19, primera vez que terminava con récord negativo.

El récord de Waddell y Young duró solo un año, puesto que Jack Coombs de los A’s y Joe Harris de Boston, lanzarían completo los 24 innings de la victoria atlética 4 por 1, siendo ese el récord de más innings para un juego completo para dos lanzadores en la Liga Americana, en las mayores el récord pertenece a Leon Cadore de los Dodgers y Joe Oeschger de los Bravos quienes lanzaron 26 innings en 1920 en juego que terminó en empate 1-1.

Waddell y Young protagonizaron muchos duelazos de pitcheo. Se enfretaron mutuamente en catorce oportunidades y lograron seis blanqueos.





Si el artículo te gustó, compártelo en facebook, dale tweet en twitter, recomiéndalo en Google+ y si te interesa recibir más publicaciones similares, suscríbete al blog. Yo estaría eternamente agradecido. Por Alex Ulacio

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers

Pos. Liga Americana

Seguidores

Siguenos por email

Nuestro Facebook

Páginas vistas en total

About Me

Mi foto
Alex Ulacio
Venezolano con la rara combinacion de ser larense, pero Magallanero.. adicto al béisbol y la literatura, busco la manera de combinar ambos, pero sin que alguno de ellos pierda su esencia...
Ver todo mi perfil

Nuestros tweets